la bañera

2 de enero de 2016

 

Llegados a este punto podemos construir la bañera atendiendo a las indicaciones de los planos del kayak o modificar su forma para adecuarla a nuestros gustos. Pero si no tenemos claro que modificaciones hacer es mejor seguir los planos del diseñador que nos facilitará el trabajo en gran medida.

Después tendremos que decidir cómo fabricarla ya que hay varias formas de hacerlo.

12

7La “tradicional” o más habitual consiste en rodear el perímetro del hueco que hemos practicado en el casco con la forma de la bañera elegida, (que puede llevar musleras o no) con pequeñas tiras de madera (trozos de tiras empleadas para la construcción del casco van perfectas).

Haremos una empalizada perimetral con estas tiras colocadas verticalmente y lo más aplomadas posible pegadas entre sí con cola blanca y fijadas al hueco del casco con un punto de cola térmica.

5

3

Terminado esto procedemos a cortar en altura las tiras a un máximo de 2cm aunque también puede ser algo menos. Laminaremos el contorno por fuera y por dentro después de lijar correctamente. Cortaremos unas tiras finas de madera 0.5cm X0.5cm aprox. De forma que sean muy flexibles del largo suficiente para cubrir todo el perímetro de la bañera. Por estética se puede usar algún tipo de madera de otro tono para crear contraste, esto ya es cuestión de gustos. Forraremos el perímetro de la “empalizada” con film de cocina, y aplicaremos resina para encolar las tiras que formarán el labio de la bañera. Juntaremos las suficientes tiras como para formar un ancho de unos 2cm y rodearemos el perímetro de la empalizada de la bañera. No es necesario completar todo el perímetro ya que esto sería muy complicado, lo dejaremos “casi cerrado” por la zona de proa y más adelante colocaremos una pieza de madera para terminar el labio de la bañera. Pegaremos estas tiras a la bañera ayudados por una cantidad de pinzas y pequeños sargentos suficientes para garantizar el perfecto encolado. El film anteriormente colocado tiene la finalidad de impedir que el labio se pegue a la bañera (aún) de esta forma conseguimos obtener un labio sólido y con la curvatura correcta, En este punto repasamos el labio por las dos caras para eliminar los restos de la resina. Ahora es cuando pegamos definitivamente el labio al cuerpo de la bañera o empalizada, como la estamos denominando, empleando resina para este fin. Ni que decir tiene que antes de pegar el labio hemos retirado el film de cocina. Ahora nos será más fácil encolar el labio ya que en estos momentos es una sola pieza y con la curvatura correcta. Cuando esté endurecido recortaremos y colocaremos la pieza de la zona de proa para completar el labio, después de seco y lijado procedemos otra vez a laminar; ahora nos resultará más complicado por la zona inferior del labio por la falta de espacio. Trabajar con tiras de tejido sarga cortado en diagonal nos ayudará en gran medida.

La principal ventaja de este sistema es que todo el kayak queda fabricado en madera vista íntegramente.

Como ya dije, éste es el sistema más practicado, aunque yo suelo emplear otra técnica que para mí es mejor: bañera en fibra de carbon; porque creo que es más fuerte y más bonita estéticamente, sobre todo cuando las tapas de tambucho son de goma que combina fantásticamente bien con la bañera en carbono y le proporciona al kayak una línea muy actual. Este es el proceso:

1713

15

Sobre el hueco de la bañera pegaremos una espuma de poliestireno extruido de 2cm de grueso, aunque también podemos rebajarla a 1.5cm. Recortándola con la forma de dicha bañera la fijaremos encima del hueco con unos puntos de cola térmica, con 4cm de ancho de espuma es suficiente. Cuando la tengamos fijada lijaremos el contorno interior de la espuma para darle una forma de curva suave. Esta espuma será el molde para la bañera, con lo cual tenemos que evitar que se pegue al laminado; podemos hacerlo de dos formas:

La primera consiste en forrar la espuma con cinta de embalar de PVC que no se adhiere a la resina. Aunque al quedarse algunos pliegues al forrar la espuma, el acabado interno puede quedar algo defectuoso, siendo la parte inferior de la bañera tiene la importancia que le queramos dar.

La segunda opción (para mi mejor) es aplicar a la espuma dos manos de cola blanca para madera. Después de seca daremos tres manos de cera de desmoldear (también vale la cera para suelos) frotando el excedente entre capa y capa.

El tejido ideal a utilizar es el tejido sarga de carbono de 200g m/2 y 3K (que es el tamaño de la trama del tejido). Hay una variante de este tejido que se comercializa con un encimaje o barniz epoxi que evita que se nos abra el tejido al manipularlo, es muy práctico y cómodo trabajar con este tejido, es el que yo uso habitualmente.

14Cortamos el m/2 de tejido de carbono en diagonal; con tiras de 10cm de ancho es suficiente. Este tipo de corte ayuda muchísimo a que se adapte a la forma curva de la bañera. Como el tejido al aplicar la resina no queda transparente como ocurre con la fibra de vidrio (lógicamente) una forma de evitar zonas secas consiste en colocar la tira de tejido de carbono sobre un tablero y “pintar” la tira de tejido por las dos caras con resina epoxi ayudados por una brocha y ya con el tejido bien empapado colocarlo encima del molde el cual ya tendrá también una mano de resina. Si cortamos el tejido en diagonal nos sorprenderá gratamente como se ajusta sin problemas a la forma del molde (como ya mencione más arriba). No es necesario que todo el grosor de la bañera sea de carbono. Tenemos que intentar que con un m/2 tengamos tejido de sobra y que aún nos quede para refuerzos varios. Por lo tanto se mezclan capas de tejido de fibra de carbono y de fibra de vidrio siguiendo este patrón:

La primera capa será de carbono para que exteriormente se vea bien (estéticamente hablando). Luego continuaremos con tiras de fibra de vidrio de gramaje 200g cortados igualmente en diagonal, colocaremos 4 o 5 tiras y acabaremos con dos capas más de fibra de carbono. Sé que puede parecer mucho pero el conjunto de estas tiras rondara los 3mm de grueso no más. Las tiras que cortemos no tendrán el largo suficiente para con una sola dar la vuelta completa a la bañera necesitaremos dos solapando unas con otras. No os preocupéis, una vez lijado queda estéticamente muy bien.

Cuando esté seco el conjunto se traza el perímetro definitivo (3cm de ancho va muy bien) con un lápiz blando de marmolista y se recorta. La forma más eficaz de hacerlo es con un amoladora con un disco fino para cortar acero inox. .Como sé que puede dar algo de miedo por pasarnos y rozar con el disco la madera (cosa que podría realmente pasar) es aconsejable colocar debajo de la zona de corte alguna tira de contrachapado o formica para evitar accidentes. Es importante usar mascarilla para hacer este trabajo. 12

Después de recortado retiramos el molde con paciencia y lijamos bien todo el conjunto. Al mismo tiempo que más adelante cuando demos las capas de cobertura de resina al kayak, se las daremos también a la bañera.

 

Enhorabuena ya tienes tu flamante bañera de carbono!!!…